La elefanta Pelusa, metida en la contienda política

El intendente Garro emitió un comunicado para informar el estado de salud del animal. El Defensor del Pueblo le había hecho el reclamo. Parte de la oposición denuncia abandono del zoo.

Por: Infoplatense | Domingo 18 de Junio de 2017

La elefanta Pelusa terminó metida en medio de la contienda electoral, que gana temperatura día a día. El intendente Julio Garro salió al cruce de las críticas de parte de la oposición sobre el “abandono” del Zoo y un pedido de informe del Defensor del Pueblo sobre el estado del animal. El jefe comunal repudió las “versiones falsas”, dijo que “la salud de la elefanta Pelusa no es para hacer política” y culpó a anteriores gestiones por el deterioro del emblemático habitante del zoológico.

Lo hizo a través de un comunicado publicado en sus redes sociales, donde explicó cuál es la dolencia que sufre y qué están haciendo por el bienestar del animal y el zoo, al que buscan convertir en un ecoparque educativo.

Días atrás, el concejal Gabriel Bruera (FpV-PJ) denunció el “estado de abandono total” y reclamó respuestas “sobre las modificaciones pedidas oportunamente por la Dirección de Fauna Provincial, que nunca fueron tenidas en cuenta”. El avance de la enfermedad que sufre la elefanta “podría haberse evitado si el municipio tomaba las medidas pertinentes”, denunció en el deliberativo. En sintonía, Guido Lorenzino, titular de la Defensoría del Pueblo bonaerense, pidió informes a Garro para saber la situación que atraviesa el animal, tras la inquietud manifestada por distintas entidades protectoras de animales de la Ciudad respecto a cómo se encuentran los animales, en general, y el paquidermo en cuestión, en particular.

“La salud de Pelusa no es para hacer política”, disparó Garro en un comunicado publicado en sus redes sociales, donde además repudió las “versiones falsas” que circulan al respecto. Allí informó que el animal, que lleva más de 50 años de cautiverio, padece desde 2014 una infección -pododermatitis crónica- en sus cuatro patas.

“Esta enfermedad fue provocada por las pésimas condiciones del hábitat donde pasó la mayor parte de su vida”, criticó el jefe comunal, y aseguró que cuando comenzó su gestión encontraron que el zoo “estaba en muy mal estado”. En ese contexto, precisó que el recinto tenía un sustrato –el suelo- lleno de escombros y calcáreo. “Esto le generó heridas, que con el tiempo, le provocaron temor a caminar. Así, Pelusa fue perdiendo movilidad, lo que le retrajo la fuerza muscular y le provocó desánimo”, aclaró.

Destacó que desde su gestión se convocaron a especialistas de España, Inglaterra, Brasil y distintas provincias argentinas para determinar científicamente cuál era el estado de salud de Pelusa. “Con ese diagnóstico, iniciamos un tratamiento veterinario para curar esas heridas y diseñamos una dieta especial, maximizando la alimentación con un proceso vitamínico. Además, desarrollamos un programa de estimulación psíquica y motivacional y así logramos que Pelusa empiece a recuperar su físico y fortalecer su estado de ánimo”, explicó el jefe comunal en su informe.

Precisó que pese a ser un animal de 50 años y padecer una enfermedad crónica, “su salud es mejor que un año atrás y, según los estudios, proyectamos que continuará evolucionado su calidad de vida aún más en los próximos meses”.

Al mismo tiempo, asumió el compromiso de continuar trabajando “para que cada día que pase en nuestra Ciudad sea en mejores condiciones”, y comentó que se iniciaron obras en el recinto, invirtiendo en modificaciones que permitan “ampliar y mejorar el lugar”.

“Adquirimos un suelo de goma, diseñado especialmente para estos casos, que mejora las condiciones de apoyo y, con ello, su andar”, dijo Garro, quien aclaró que a pesar de estas tareas “soñamos con que esto sea transitorio. Nuestro verdadero deseo es trasladar a Pelusa a un lugar mucho mejor”.

Al respecto, informó que se está trabajando con el Estado de Mato Grosso -Brasil- para que Pelusa viva en un santuario, con otros animales de su misma especie y en otras condiciones.

“Convocamos al Concejo de Bienestar Animal de la Facultad de Ciencias Veterinarias de la UNLP para que nos ayuden a definir si podemos trasladarla o si esto pone más en riesgo su vida. Confiamos en que la decisión que tomen, será la mejor para ella”, dijo.

También remarcó que “mientras tanto, iniciamos las autorizaciones sanitarias ante el SENASA; las direcciones de Fauna de la Provincia de Buenos Aires y la Nación; y sus pares de Brasil para que autoricen su salida”.

Garro explicó que “no es común trasladar un elefante de un país a otro, por eso lleva tiempo”, y remarcó: “Debemos asegurarnos que el viaje no la ponga en riesgo, que pueda adaptarse al nuevo hábitat y que en su lugar de destino estén las condiciones dadas para recibirla”.

Enfatizó que desde su gestión, tienen “una firme convicción que debemos transformar el zoológico para que deje de ser un espacio de encierro de animales”, y recordó que el año pasado se tomó “la decisión política e histórica de comenzar a modificar el lugar a un Bioparque”.

En esa línea, valoró que se presentó un proyecto en el Concejo Deliberante el cual obtuvo recientemente la aprobación de la Comisión de Medio Ambiente y esperan que las próximas semanas los concejales lo traten en el recinto. “Queremos construir un espacio educativo, en el que se dé un mensaje de cuidado de la naturaleza y de los animales”, sostuvo.

Finalmente, el intendente Garro destacó que “en un año y medio de gestión hicimos más por la transformación del ZOO de La Plata que en los últimos 110 años. Y lo vamos a seguir haciendo, teniendo como único objetivo brindarle a los animales el cuidado que merecen”.

Compartir

Comentarios