El imperdible infantil Canciones para mirar

Miércoles 01 Diciembre, 2021

El espectáculo de María Elena Walsh se presenta, reversionado, en Coliseo Podestá durante las vacaciones de invierno. Su protagonista, Fabián Mazzei, charló con Infoplatense

“EL INFANTIL” así define a Canciones para mirar Fabián Mazzei, el protagonista de la obra que de martes a domingo, a partir de las 16, sube al escenario del Coliseo Podestá (10 e/ 46 y 47) en estas vacaciones de invierno, para deleitar a toda la familia.

El actor que encabeza esta tercera producción integral del Teatro Municipal, charló en exclusiva con Infoplatense acerca de esta pieza de María Elena Walsh, que cuenta con entrada gratuita y tiene una renovada versión gracias al aporte de Damián Mahler, desde la dirección musical y de Gastón Marioni, en la dirección general y coreografías, además de contar con un elenco de artistas seleccionado especialmente para la ocasión.

-¿Qué es lo que le atrapó de la obra para decidir formar parte de este proyecto?

-Primero, el libro. Era María Elena Walsh, ícono de la cultura argentina en cuanto a canciones para chicos, todos crecimos con los temas de ella. El infantil, que nunca había hecho y Gastón me convenció de hacerlo, de cantar y bailar que era lo que a mí me complicaba un poco, pero ahí ya entra la parte actoral. Y después la puesta: Mahler en música, el Podestá en La Plata que es un teatro que admiro, me encanta, con una historia increíble. Así que se dio todo para que yo diga que sí y aborde el proyecto. Se dio todo, se acomodaron las estrellas.

Con respecto al armado de la obra y los ensayos, Mazzei sólo dirigió palabras de elogio para sus compañeros de elenco, que son Micaela Sigolov, Manuela Núñez, Nacho Francavilla y Nicolás Serraiti. “Son todos chicos que trabajaron en comedia musical. Se armó un grupo de cantantes, bailarines y actores muy completos y de compañeros ni hablar, es un muy buen grupo armado por Gastón. Empezamos a poner toda la energía para que todo salga bien y la obra es un éxito gracias a Dios”.

-¿Qué es lo que hay q tener en cuenta para trabajar con chicos, que son un público tan sincero, espontáneo y exigente?

-Tenés que estar al 100%, no podés trabajar de taquito o por el sólo hecho de ser profesional y ya sabés como funciona. Cualquier cosa los sorprende, no sabés por donde vienen. Podés tener una base, que se pueden enganchar, pero como lo definiste, los chicos no comen vidrio, les tenés que dar el 100 %, no podés ser mesquino. Hay que estar a full constantemente. A medida que pasaron las funciones fuimos encontrando los que más les gusta e interesa y hay que apoyarse en eso, es una búsqueda constante y cada función es diferente.

 

El ansiado estreno

El pasado 15 de julio se realizó la función debut de Canciones para mirar, con los nervios propios de un estreno teatral tan importante para una puesta ambiciosa que también incluye orquesta en vivo (integrada por Damián Mahler, Joaquín Blas Pérez, Emilio Rivas y Jorge Giorno).
Acerca del primer día que le tocó subir al escenario del Coliseo con este espectáculo, Fabián Mazzei confesó: “el debut fue nervioso, tratando de que sea un reloj” y aclaró que “no los hicimos tan partícipes a los chicos porque estábamos pendientes de las coreos, de las luces, es una puesta muy grande y queríamos que todo salga perfecto”. Y reveló que tras esa primera función, el Director Gastón Marioni los reunió y les dijo: “Chicos, está increíble, pero ahora hay que romper con la cuarta pared y empezar a involucrar a los chicos”. Según recuerda Mazzei, desde ese momento “vino la otra obra”, donde la participación de los chicos fue clave: “nos amoldamos y la obra se transformó en lo que es: participan en todo, aplauden, yo bajo en un momento, camino entre ellos con Doña Moron Danga y se vuelven locos, me puedo quedar hablando una hora y media”

Al momento de pedirle al protagonista que formule un resumen acerca de la obra, no dudó y aseguró: “Es EL INFANTIL”, así, con mayúscula. ¿Los motivos? Él mismo se explayó para explicarlo: “Está hecho acá en Argentina, tiene un nivel increíble, puede estar en calle Corrientes y más. Tiene un nivel muy alto, es impecable, una obra para chicos y grandes que no se pueden perder. Gastón hizo una adaptación de lo que es la obra y le agregó un homenaje a María Elena que le pega a los grandes y ella se lo merece, dentro de su propia obra. Y también quiso hacer una adaptación representado lo que fueron los Podestá en La Plata. Mi personaje, Don Agapito, es un payaso que le toca ser presentador pero sueña con ser payaso, y hace un monólogo para homenajear a María Elena”.

Para el final, una invitación a todos los platenses: “Les recomiendo que vengan a ver Canciones para mirar, un espectáculo infantil para toda la familia que no se pueden perder. Estamos hasta el domingo así que tienen que aprovechar”.