Alquileres por las nubes: ¿de cuánto será el ajuste de septiembre?

Martes 27 Septiembre, 2022

Alquileres por las nubes: ¿de cuánto será el ajuste de septiembre?

Jueves 18 de Agosto de 2022

La Ley de Alquileres establece ajustes anuales contemplando la variación de la inflación que mide el Indec y la de los salarios, que establece el Ripte. El porcentaje resultante es alarmante

La Ley de Alquileres vigente establece que los aumentos de los contratos se rigen por ajustes anuales. Por este motivo, los inquilinos que firmaron un contrato en septiembre del 2021, percibirán el próximo mes un aumento de alrededor del 60%, muy similar a lo que fue en agosto 2022.

De esta manera, una persona que, por ejemplo, pagó $50.000 en los últimos 12 meses (período de septiembre de 2021 a septiembre de 2022), comenzaría a pagar $82.333 desde el mes que viene.

Para calcular el aumento del precio del alquiler se puede consultar el Índice de Contratos de Locación (ICL) que publica todos los días el Banco Central, y que contempla la variación de la inflación (según el Índice de Precios al Consumidor IPC del Indec) y los salarios, de acuerdo con la remuneración promedio de los trabajadores estables (RIPTE).

Para aplicar el ajuste en base al ICL, se debe utilizar una fórmula teniendo en cuenta el valor de dos fechas: la del inicio de la última actualización de valores y en la que se hará el aumento. El índice se puede consultar en la web del Banco Central, ingresando en la pestaña “estadísticas”, luego “principales variables” y allí "ICL".

Según la Ley de Alquileres vigente, el plazo mínimo para los contratos de alquiler de viviendas es de 3 años y el precio del alquiler se fija como valor único, por períodos mensuales y con ajustes anuales, que se efectúan  en base al ICL. 

Es decir, cada 12 meses los inquilinos deberán afrontar una suba en base a los aumentos salariales y la inflación, siempre sobre el valor original del alquiler.

Hasta fines de junio de 2020, antes de ser promulgada la Ley de Alquileres (27.551), el precio se definía cuando se firmaba el contrato, y ese monto total se dividía por los 24 meses de duración del alquiler y, en general, se pactaba con subas semestrales.