Otra interna caliente: Mauricio Macri asumió la presidencia del PRO y Bullrich pierde la lapicera

Lunes 20 Mayo, 2024

Otra interna caliente: Mauricio Macri asumió la presidencia del PRO y Bullrich pierde la lapicera

Jueves 16 de Mayo de 2024

Mauricio Macri volvió a la primera línea política al asumir la presidencia del PRO en un acto virtual. Esta jugada marca un nuevo capítulo en la creciente tensión con Patricia Bullrich por el armado electoral de 2025 y la interlocución política con Javier Milei. La movida de Macri busca asegurar el control sobre la firma del partido, crucial para definir candidaturas y estrategias de cara a las legislativas.

Macri dejó claro que con la sanción de las reformas y el pacto de Mayo, el PRO iniciará una nueva etapa. Sus allegados creen que esto permitirá al partido desmarcarse de Milei en temas institucionales y promover iniciativas propias en el Congreso. Macri aún no ha tomado posición pública sobre la postulación de Ariel Lijo para la Corte Suprema, aunque su descontento con la decisión inconsulta del Presidente es evidente. Los bullrichistas, por su parte, han dejado en claro que no seguirán esta línea.

El exmandatario también observa con preocupación los descuidos en la gestión de Milei y no descarta que, en un futuro cercano, el PRO deba intervenir para cubrir puestos clave en la administración. Lamenta que Milei no haya elegido a Cristian Ritondo como titular de la Cámara de Diputados ni dado más espacio a Miguel Pichetto. "Si a Milei le va bien, podremos diferenciarnos más, pero si hay problemas de gobernabilidad, es probable que asumamos un rol con mayor protagonismo", comenta uno de los exfuncionarios de Cambiemos.

Macri también sigue de cerca la situación financiera de la Ciudad de Buenos Aires, ya que Jorge Macri aún no ha recibido los fondos de coparticipación que estableció la sentencia de la Corte Suprema.

En su nueva aventura política, Macri estará acompañado por figuras clave del PRO como Soledad Martínez, intendenta de Vicente López, y el diputado nacional Damián Arabia, un dirigente cercano a Bullrich. Facundo José Pérez Carletti, afín a Macri, será el secretario general.

Aunque Patricia Bullrich sigue siendo la principal interlocutora del PRO en el gobierno nacional, Macri ahora tiene el control de la lapicera para el armado de listas. Sin embargo, los liderazgos dentro del partido amarillo son difusos y los gobernadores del PRO mantienen su autonomía tanto frente a Macri como a Bullrich. Estos líderes regionales administran el voto de sus diputados y senadores con independencia, e incluso ensayan la formación de una liga de gobernadores opositores que incluye al peronismo.

El escenario político dentro del PRO está más fragmentado que nunca, y la lucha por el control del partido y la definición de alianzas electorales promete intensificarse en los próximos meses. La interna entre Macri y Bullrich, así como la relación con Javier Milei, serán factores determinantes en la configuración del panorama político de cara a las elecciones legislativas de 2025.